Okane o subete sekai e chikara 29 – No es lo que esperaba

monoro

Capítulo 29

No es lo que esperaba

 

Pasamos varios agotadores días caminando, bueno, no permití que fueran tan agotadores, pero la verdad es que escapa a mis parámetros el viajar a pie, especialmente considerando lo desarrollado del transporte en mi lugar de origen.

Durante este tiempo la influencia ejercida sobre los mercenarios mostró sus efectos. Están ahora de mi lado tanto como el capitán y los otros guardias. No tanto como Zera, pero bueno, eso es casi demasiado. Durante nuestro viaje, Zera, quien era la persona con más tiempo libre, siempre buscaba estar cerca de mi tratando de encontrar algo en lo que ayudarme. Considerando los libros que pretendía leer, resultaba una molestia, pero le di buen uso a su tiempo.

Nuestro viaje no trajo mayores sorpresas y finalmente visualizamos la ciudad de Garush, o al menos sus muros.

Garush es una ciudad en el borde del territorio de Jagheb, por lo que está lejos de la protección de los caballeros del reino, así que es normal que tuvieran que hacerse de una muralla propia. Según tengo entendido, fue construida por quienes gobiernan la ciudad de una forma independiente del reino.

No sé mucho de murallas defensivas, pero bueno, comparado a las defensas naturales de Galia, la verdad parece un chiste. El muro mide unos 3 metros por lo que puedo ver, quizá 4, lo suficiente para que no pueda ser escalado sin ayuda de una cuerda, escalera u otro artilugio, pero nada impresionante, considerando que los muros de Edmund, otra ciudad de Jagheb, dice que poseen más de 15 metros de alto.

Mientras nos acercábamos pude notar que no habían torres de vigilancia como en Galia o Galatea, pero si se ven personas caminando sobre los muros, seguramente arqueros.

A diferencia de Galia, en este lugar existe un mercado activo. Hay una cola en las puertas, mejor dicho dos. Una es para los carros, que son inspeccionados antes de pasar, la otra para personas que llegan a pie. Nosotros pasamos a la fila de transeúntes.

“Bienvenidos a la ciudad comercial de Garush, el peaje es de 300 Ja por persona y necesito confirmar su estatus”.

“Gracias por recibirnos, me preguntaba si sabría de un sitio donde conseguir mapas, incluido el de la ciudad”.

Cuando el guardia nos recibió, me acerque para darle un par de monedas de plata y hacerle mi pregunta.

“Si siguen caminando por la calle de la entrada principal, llegarán hasta un edificio de paredes rojas, si doblan a la izquierda en esa calle y continúan derecho, llegarán a la plaza comercial, podrá encontrar lo que busque ahí. Pueden irse”.

Ahhh, de eso hablaba, es justo lo que me hacía falta, alguien que entiende. No es que el guardia de Galia no me haya sido útil, pero era un tipo demasiado honesto que se mostro nervioso cuando le hice entrega de una cantidad mucho mayor a la que pedía. Pero este hombre lo entiende, conoce el concepto de soborno perfectamente. Apuesto que todos aquí son como él, eso hará las cosas más sencillas.

Luego de pasar por la puerta sin necesidad de que nos revisaran nuestras pertenencias o estatus, seguí las instrucciones del guardia y llegue a la plaza comercial. Aquí podré “encontrar lo que busque”.

Debo decir, que con solo observar las miradas de estas personas, puedo decir que son el tipo de gente que me resulta más fácil de usar.

“¡Ups! lo siento”.

Un sujeto entre la multitud “chocó” conmigo mientras caminaba “distraído”.

《Lo que es mío, es mío se ha activado, se ha prevenido el robo de un objeto》

Oh, hacía tiempo que no recibía información de esta forma. Es como cuando me coloqué el monóculo y recibí una alerta sobre la evolución de mi habilidad <<Analizar>>.

En todo caso, tal como sospechaba, trataron de robarme. Por supuesto no dejaré algo así sin castigo.

“Capitán, detenga a ese hombre”.

“Entendido”.

Para sorpresa del sujeto que “Chocó” conmigo, unos tipos que parecían no pertenecer a mi grupo cubrieron sus rutas de escape y mi guardia pudo retenerlo sin problemas. Aunque se veía más sorprendido al darse cuenta de que no tenia lo que por un instante pensó que me quito, mi bolsa de objetos.

“Por tratar de robarme te llevaremos con las autoridades”.

Este pequeño espectáculo es para mostrar a todos los espectadores que no soy un blanco fácil. Algo necesario si planeo caminar por estas calles usando mi elegante traje y una bolsa colgando de mi cintura.

Como nuevos en la ciudad, nos tomó algo de tiempo encontrar a “las autoridades” pero una vez allí, las cosas se dieron rápido, acuse al hombre de tratar de robarme, con más de una docena de testigos y cuando el hombre se defendió diciendo que no robó nada, le pedí al “oficial de justicia” que lo castigara como se merecía, mientras le entregaba una moneda de plata. El oficial mando encerrarlo de inmediato… me encanta esta ciudad.

Luego de salir de allí regresamos a la plaza comercial, que se encontraba solo a tres calles de distancia del “cuartel de justicia”. Bueno, considerando la cantidad de gente y transacciones que se dan, es necesario mantener el control, por lo que es normal que se encuentre tan cerca, eso también nos ayudó a encontrarlo relativamente rápido.

Para aclarar, mientras nos dirigíamos a la plaza la primera vez decidí que la formación seria de la siguiente forma: Al frente nos encontramos el capitán y yo, seguidos por Ryuuji, Ren, Zera y los dos guardias restantes, un poco más atrás se ubican los ex-mercenarios. Es esta formación la que hace parecer que somos grupos distintos.

La formación también me permite negociar sin que me estorben demasiado, ya que el capitán puede simplemente colocarse a mis espaldas mientras hago lo mío y no resulta molesto. Solo piensen cuan inconveniente puede ser tener a 18 personas detrás mientras hago negocios, y considerando lo atestado de la plaza, se volvería una obstrucción en el camino.

Por cierto, no bromeaba cuando dije que mi primer objetivo es comprar mapas, si obtengo uno de esta ciudad podré ubicar todo lo que necesito, aunque eso depende de cuan exacto sea el mapa. También me servirá para orientarme en la región, los mapas que conseguí de la academia son en su mayoría muy viejos, por lo que no puedo contar con ellos más que para hacerme a la idea de la geografía física.

Aunque mi primer objetivo sean los mapas, no significa que desperdiciaré el tiempo mientras busco. Compraré todo lo que parezca útil y les haré saber a los comerciantes de este sitio que un pez gordo a llegado.

Una de mis primeras adquisiciones fue el equipamiento para los nuevos miembros de la guardia argenta. No pude darles el mismo equipo de los otros, primero porque carecían del entrenamiento para combatir usando armaduras de cuerpo completo, segundo porque se sentían indignos de portarlas. Ambos problemas se solucionarán con el tiempo si entrenan junto con los otros, cuando suceda les haré entrega de nuevo equipo, por ahora usarán algunas piezas de metal y guantes de cuero.

También compré a todos dos cambios de ropa. Usar siempre la misma ropa es un NO NO. Si hay algo de lo que puedo quejarme y aun no lo he hecho, es el olor. Hasta ahora no me molesto debido al aire puro que hubo en todo el camino, pero ahora que estamos en la ciudad, con poco espacio entre las personas, con edificios y además rodeados por muros, el aire no circula libremente como para anular el problema.

Curiosamente, los únicos que no apestamos en el grupo somos Ren, Zera y yo. Seguramente ya que somos los que no realizamos esfuerzo físico. Pero los demás huelen a sudor, por lo que antes de conseguir dónde quedarnos, debo averiguar si es posible que se den un baño. Uno de los comerciantes me dijo que existe una “Casa de baño” donde hacerlo. Lo siguiente será el lavar la ropa que ya poseen.

“Por ese motivo, pueden darse un buen baño en este lugar, ya he pagado el precio por todos”.

“Ohh, no pensé que un día entraría en la “Casa de baño”. Mi más profundo agradecimiento señor Argent”.

“No es problema Estor, creo que luego del viaje todos necesitan relajarse y dejar que el cansancio se vaya con el agua”.

“No sé por qué, pero creo que hay sabiduría en esas palabras”.

“Debo ir a arreglar el asunto de nuestro hospedaje, luego iré a la plaza una vez más. Cuando salgan pueden ir al bar que está enfrente, cuando termine me reuniré con ustedes ahí”.

“Espere, ¿no pensará ir solo o sí?”

“De hecho no capitán, Ren me acompañará, no hay problema, me han dicho que puede bañarse más tarde”.

“…”

“¿Crees que intentarán robarme de nuevo?”

“Ah… creo que es muy presuntuoso de mi parte pensar que nos necesita”.

“Tranquilo, en verdad me son útiles, jamás piensen lo contrario. Pero se merecen este descanso, además  ahora sé dónde queda el cuartel de justicia, si sucede algo volveré a recurrir a ellos”.

“La verdad no siento que el viaje haya sido tan agotador, tuvimos muchos descansos todos los días, no tengo problema en acompañarlo, puedo bañarme cuando Ren lo haga”.

“Zera, creo que será mejor hacer lo que dice el señor Argent. Es posible que quiera hablar de algo con Ren, recuerda que ella se siente incómoda cerca de nosotros”.

Aunque el capitán dijo eso ultimo susurrando, pude oírlo claramente. Es verdad que tengo motivos para ir solo con Ren. Uno de ellos es que planeo rentar la casa de baño esta noche para que Ren pueda bañarse sin que se descubra que es una Sirena. Pero más importante, es que pienso usar su habilidad para ejercer cierta influencia en la gente de la plaza.

Es interesante ver cuanta dedicación me tiene Zera, me recuerda a alguien de mi vieja empresa… aunque prefiero no pensar en ello.

Una vez en la plaza pude conseguir algunos artículos que preferiría que el resto no conociera, también pude llegar a algunos acuerdos amistosos con los locales. Entre otras cosas uno de los comerciantes me dijo que vive junto a una casa de huéspedes realmente lujosa, por lo que planeo pasar allí la noche, por suerte queda a una calle de otro establecimiento de una categoría algo inferior, perfecto para el grueso de nuestro grupo. No es que no quiera gastar más en ellos, como si eso me afectara, pero la casa de huéspedes tiene pocas habitaciones.

También escuche rumores interesantes, como que un herrero famoso anda en la ciudad, que habrá una subasta de esclavos en dos días y que una casa comercial se incendió en el distrito rico, al parecer causado por los rebeldes, se dice también que planean un gran golpe, aprovechándose de que hay un escuadrón de soldados de Iren en la ciudad…

MALDITA SEA!

No puedo creer cuan maldita es mi suerte. De todo lo que pude averiguar, al parecer la ciudad está actualmente en medio de una guerra civil. Al parecer hoy fue uno de los días tranquilos, se espera que sucedan problemas durante la subasta y posiblemente algo grande pase pronto con los soldados de Iren.

No puedo creer el error que cometí viniendo a este lugar. Es natural cuando lo pienso bien, toda la información que tenia de este sitio la obtuve en Galia, que es una ciudad aislada, es obvio que su información no puede estar muy actualizada. Como pude no darme cuenta de eso, lo peor es que pude haber conseguido más información sobre el estado de Garush de los mercenarios, pero no lo hice, después de todo en un principio no dijeron nada porque yo parecía saberlo todo, y nunca pregunté porque no quería que conocieran mis intenciones con este lugar.

¿Qué debo hacer ahora? Irnos de aquí sería lo mejor, pero ya puse en marcha mis planes con los comerciantes de aquí, incluso uno me consiguió un encuentro con una de las cabezas de la ciudad, un hombre llamado Garonte, no puedo plantarle ahora, eso me traería problemas cuando intente salir de aquí.

Por ahora debo seguir con todo como estaba previsto, pero debo comenzar a tomar medidas para mi escape en caso de que estalle una revolución. También debo tener cuidado, llegue con la idea de ganar notoriedad para conseguir audiencia con los poderosos de la ciudad, pero si hay soldados de Iren aquí, podrían ir tras de mí, debo comenzar a moverme con más cautela.

MALDITA SEA! Ya lo arruiné! Si lo hubiera sabido, no estaría en este problema, habría pasado desapercibido y seguido mi camino hacia la siguiente ciudad.

….

Fuuuuuuh. Tranquilo, aun no ha pasado nada, debo pensar mejor esto.

En primer lugar, es tarde para tener un bajo perfil luego de todo el dinero que gaste y de la imagen que me cree entre los comerciantes, por lo que no ganaré nada intentando revertirlo. En todo caso, debería mejorar la imagen que tengo y asegurarme de que esta gente mantenga mi existencia en secreto. Si muestro cuan benéfico puedo serles, no permitirán que Iren se enteré de que estoy aquí, hablar con el tal Garonte servirá para ese propósito.

Puedo hacerlo, aun puedo salir de este problema sin ser perjudicado, incluso manteniendo mi plan en marcha. Sin embargo, debo evitar cometer más errores estúpidos, tendré que concentrarme más, y por supuesto, no puedo dejar escapar ninguna oportunidad de obtener beneficio. No dejaré pasar ganancias que superan los riesgos.

Y fue mientras caminaba hacia la casa de baño pensando en esto que lo vi. En todo el tiempo que llevo en este mundo, o el tiempo en TLO, nunca había visto algo parecido.

<<Albert  – Humano  Aventurero1 – Espíritu guardián: Conrart.>>

Profesión: Aventurero AventureroNv 4

-PV:       37/38                    -Resistencia: 12                               -Defensa: 17

-PM:      8/8                         -Sabiduría: 44                    –Intelecto: 92

-Energía: 6/22                 -Fuerza: 22                         -Mente: 23

-Agilidad: 23                      –Talento: 12                       -Espíritu: 22

Objetos: ▼

Equipamiento: ▼

Habilidades▼

Títulos▼

<< Legado. >>

Dinero: 0G

 

Incluso si ignoró esas estadísticas ridículas para un niño de su edad, nunca había oído hablar de algo como “Espíritu guardián” apareciendo en la barra de estado, ni siquiera en la clase espiritista.

No sé quien sea ese niño, pero es un hallazgo, uno que no dejaré pasar hasta saber de qué se trata.

“…Quién sea, por favor… ayude a mi hermana”.

“Yo lo haré pequeño, yo los ayudaré”.

 

Nota del autor: Argent ha reconocido que cometió un error, quizá el primero que comete en este mundo, ahora debe hacer algo para salir de Garush antes de que las cosas se pongan mal… ¿Creian que era todo de Conrart? Pues no :v

<-Capítulo 28TOC Capítulo 30->

Anuncios

2 comentarios en “Okane o subete sekai e chikara 29 – No es lo que esperaba

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s